sábado, 16 de mayo de 2015

La envidia



La envidia es algo que puede llegar a ser muy malo hasta el punto de , no sólo desear mal a alguien, sino hacerse daño a uno mismo.
La envidia existe en nosotros y es normal tenerla, pero debería de ser de forma sana.
Todos alguna vez hemos sentido envidia de gente de nuestro alrededor o desconocidos, pero no sólo envidia material (dinero, casas, ropa, coches ...), sino también envidia emocional , de carácter, de forma de ser ( no se como se llama ese tipo d envidia xD) , por ejemplo que una persona sea muy entusiasta o esté siempre alegre , puede producir también esa envidia.

 Hay personas que llegan a menospreciar al sentir envidia, es decir hacen que no les interesa ese tema y, a veces, intentan dar sus explicaciones utilizando argumentos poco convincentes, por lo tanto, sienten menosprecio por la persona o personas que envidia.

Luego está el caso de que por sentir envidia puede llegar a dañarse uno mismo, porque cree que no puede hacer una determinada cosa o llegar a ser como la otra persona, y tienen la sensación de que son inferiores.

También hay casos en los que , el sentir envidia, hace que tengan que hacerse sentir superiores, como provocando que son mejores.

La envidia , es cierto, que puede ser destructiva, pero también puede ser buena. Por ejemplo:un amigo ha conseguido sus objetivos laborales, te alegras por él, sientes un poco de envidia, pero sana y, eso puede llegar a hacer que te plantees que tú también puedes luchar por tus objetivos, y claro que no siempre se consiguen las cosas que deseamos, pero yo soy de las que piensa que hay que intentarlo.

Como he dicho, no es malo sentir envidia, pero que sea de la sana. Tenemos que ser conscientes de que siempre querremos algo que los otros tienen y, aunque tengamos mucho o poco, siempre querremos tener más. Deberíamos aprender a vivir con lo que hemos conseguido, porque ahí también está nuestro esfuerzo, y alegrarnos por quienes consiguen sus sueños.
Cada día tiene esos pequeños momentos agradables, deberíamos quedarnos con ello.

Gracias por leerme.

-Anita Nsf-

16 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Tenemos pensamientos bastantes parecidos tú y yo :)

      Eliminar
  2. Hola Ana! Estupendo post y estoy es muchas cosas de acuerdo contigo, aunque creo que la envidia puede traer más cosas malas que buenas. Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, la mayoría de las veces es más malo que bueno. Besotes.

      Eliminar
  3. Hola. Muy cierto lo que escribes, la envidia siempre debe ser sana y yo creo que lo peor es tener envidia de las cosas materiales de los demás porque entramos en un bucle de consumismo. Yo tengo envidia ahora mismo de los escritores que viven de su trabajo y que la gente valore lo que hace, pero a la vez me alegro mucho por ellos. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre sentiremos envidia por algo, lo importante es que sea de forma sana, sin dañar a los demás ni a nosotros mismos.
      Besotes!!

      Eliminar
  4. Una entrada perfecta.Si yo te contara... Sé que yo he sentido envidia por mucha gente pero eso ha hecho que me quiera esforzar por lograr parecerme a ellos por mis propios medios. Luego hay quienes, por envidia, necesitan destruirte, son personas de carácter débil, normalmente que copian todo de la persona que envidian y que, necesitan verla hundida porque no saben hacer otra cosa, pues luchar por alcanzar metas, pues como que da pereza...

    Besos de tinta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, pero luchar por nuestras metas es algo importante y gratificante, aunque no siempre se consiga los objetivos, seguro que al menos aprenderás de ello y lo has intentado.
      Besotes!

      Eliminar
  5. Pienso igual que tú, la envidia no es mala si es sana, es más, a veces te ayuda a superarte... pero lo malo es que la gente no sabe poner límites y los sobrepasa... No sé, con lo complicado que es todo... La envidia mala es un sentimiento que habría que erradicar, solo causa dolor...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los límites son necesarios porque sino acaba en obsesión. Me gusta como piensas.

      Eliminar
  6. Yo reconozco que suelo ser un poquito envidiosa, no lo puedo evitar. No es que trate mal a nadie ni mucho menos, pero si es cierto lo que dices de que a veces, auqneu no quieras, te sientes un poco inferior. Sobre todo me pasa mucho con el tema amistad, al ver que quizá una amiga confie más en otra que en mi (o yo sienta que es así, porque no suele ser cierto), y claro, eso solo me hace daño a mi misma. Es como si necesitara sentirme querida, y sentir que confian en mi al 100% y si creo que no es así, me hundo un poquito. Pero es algo que de momento no he podido evitar.
    Un besazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todos sentimos envidia por algún motivo, lo importante esque no lastimemos a los demás ni a nosotros mismos.

      Eliminar

Gracias por tu visita :)